Cómo exportar cultura, y qué valor tiene

por | 7 Abr 2012

Hojeando capítulos de “El Discreto Encanto de la Cultura: Nuevas estrategias para la Proyeccción Exterior de la Cultura. Un enfoque práctico”, manual muy interesante y ameno que expone 12 Estudios de Caso sobre otras tantas estrategias posibles. Se trata de una edición coordinada por Elvira Marco y Jaime Otero, y publicada por Ariel Patrimonio y el Real Instituto Elcano. (Por cierto, los “Otros títulos de la Colección” reseñados en la solapa interior son también a cuál más interesante).

En el primero leído al azar -desde “Rayuela” me gusta leer los libros en órdenes rebeldes a la pura linealidad- encuentro el caso del proyecto Ruta de la Seda, una iniciativa musical y multicultural de grabaciones y conciertos protagonizadas por músicos pertenecientes a todos los países unidos por esta mítica autovía histórica del comercio global.

El caso es bueno, y el análisis introductorio de Javier Noya, sobresaliente. Explica cómo este proyecto se inscribe en la tendencia de Nueva Diplomacia Pública (NDP), y cómo resulta ser  fruto e instrumento de la mismísima Secretaría de Estado de los EEUU. Un complejo entramado de aportaciones y donaciones, articuladas por el correspondiente agente de Fundraising, sostiene los costes del Proyecto, cuyo cabeza visible es el violoncellista estadounidense de origen chino Yo Yo Ma, considerado en lo musical sucesor de Rostropovich y en lo político comparado por Javier Noya con el mismísmo Bono (el de U2), a quien califica de “lobo con piel de cordero” por su “subordinación a los intereses de la política exterior norteamericana y, sobre todo, por ocultarla bajo el manto universalista del diálogo intercultural”.

Así que si las primeras páginas leídas casi al azar entretienen y enseñan tanto, el resto del libro seguro que es casi como para llevarlo a la playa en verano…

Aquí puedes acceder a la ficha en Planeta de Libros

Contacta con la Redacción de Comunicación Internacional

12 + 11 =